Epsilones
Retratos
Siguenos en Blogger

 ◄
► 
Siguiente
         
   

Zenón

Zenón de Elea, discípulo de Parménides, se propuso allá por el siglo V a.n.e. apoyar las tesis de su maestro acerca de la inexistencia de la multiplicidad y el movimiento demostrando que si bien tales tesis pueden parecer absurdas, suponer lo comúnmente aceptado, es decir, la existencia del movimiento y la multiplicidad, lleva a absurdos aún mayores.

Se cree que elaboró más de cuarenta argumentos, aunque solo unos cuantos han llegado hasta nosotros. La clave de sus demostraciones reside en la idea de que bajo los conceptos de multiplicidad y movimiento se esconde el de infinito, a partir del cual se deducen todo tipo de paradojas. La prueba de lo atinado de sus razonamientos es que las matemáticas necesarias para resolver algunas de ellas (cálculo de límites y teoría de conjuntos) no llegaron hasta el siglo XIX, más de veintitres siglos después.

Junto con el descubrimiento de los inconmensurables (números irracionales), las paradojas de Zenón contribuyeron a forjar el horror que sintieron los griegos por el infinito. Además, han obligado a filósofos y matemáticos a afinar sus conceptos y métodos durante siglos. Y es que, por contrarios a la intuición que parezcan sus argumentos, ante ellos solo cabe dudar: o bien de la lógica, o bien de los sentidos.

 

 
         
  Zenón de Elea. Detalle de La escuela de Atenas, de Rafael.

 
 
Comentarios
Epsilones. Página + o - matemática de Alberto. Correo: alberto@epsilones.com. En la red desde el 4-7-2002 (ya hace). Última actualización: ver Novedades.
Siguenos en Blogger
 

 

Con esto se termina la página:

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player